Construcción

ConstrucciónLa catedral se construyó en varias etapas

El nuevo templo fue comenzado en 1158 con planos del maestro Garçion, quien diseñó una iglesia de planta de cruz latina de tres naves con girola, en la que se abrían tres capillas semicirculares o absidiolos, y tribuna sobre ella.

A principios del siglo XIV se habían construido las tres naves, cubiertas con bóvedas de crucería simple en el caso de las laterales y de ocho nervios en la central, y el templo se cerraba por el extremo occidental con una portada carente de decoración esculpida.

El siglo XV dio paso a una nueva etapa de intensa actividad constructiva en la catedral, que se prolongó a lo largo de la centuria siguiente.  A mediados del siglo XVII se edificó la capilla de los Mártires.

Entre 1761 y 1765 se construyeron la actual fachada sur, presidida por los santos patronos de la diócesis, San Emeterio, San Celedonio y Santo Domingo, y la torre exenta.

Ya en 1958 se dotó al templo de una cripta que recoge el sepulcro con las reliquias del Santo.